Inicio   Nuestro Colegio

Nuestro Colegio

NUESTRA INSIGNIA

Cuando se inició el Colegio SAN NICOLÁS DE MYRA, sentimos la necesidad de tener un escudo distintivo y protector. De entre varios escudos guerreros medievales, elegimos el que más se identificaba con nuestros principios y filosofía.

Así como los escudos de la Edad Media tenían escrito a qué reino o señor pertenecían, nuestra insignia debía reflejar que el colegio se identifica con San Nicolás de Myra. Además, debía manifestar lo que es educar al alumno, como un despertar esplendoroso, con un sol naciente sobre las altas cumbres nevadas, representando que comienza su larga formación escolar en el amanecer de la vida.

El símbolo de la cruz centra nuestro escudo, aludiendo a la redención, no sólo de nuestros alumnos, sino de todos aquellos a los que el colegio se irradia.

El lema “Veritas Rerum”, escrito en nuestro escudo, significa “la verdad del ser”, uno de los tres atributos que, simultáneamente, según Aristóteles y Santo Tomás de Aquino, todos tienen: Unidad, Verdad y Bondad. Para el colegio, implica educar al alumno en su integridad de ser.

Las tres estrellas nos hablan de la inmensa bondad cristiana de nuestro Patrono SAN NICOLÁS DE MYRA, simbolizando los tres bolsos con monedas de oro que el santo dejó caer una noche, de incógnito, a través de una ventana, en la casa de un padre arruinado, cuyas hijas necesitaban una dote para poder casarse, según la costumbre de la época.

Los colores utilizados en la insignia se escogieron pensando en los atuendos de San Nicolás, como los niños de todo el mundo lo han pensado siempre.

Historia Patrono San Nicolás de Myra

Nicolás (s. III y IV d.C.), hijo único de prósperos comerciantes, estudió en la Biblioteca de Alejandría, el mayor centro cultural de la época. Fue nombrado Obispo de la ciudad de Myra, en Asia Menor, hoy Turquía. La iglesia lo declaró Patrono Universal de todos los niños del mundo. Su gran generosidad y acogida cristiana hacia las personas, especialmente niños y jóvenes, se perpetúa a través de los siglos en la figura de Santa Claus.
Fue de gran impacto en la antigüedad la siguiente historia: Informado de tres muchachas, cuyo padre arruinado no podía procurarles dote necesaria para el matrimonio, una noche, en forma anónima, dejó caer por una ventana entreabierta tres bolsos con monedas de oro que había heredado de sus padres, trayendo a esta familia alegría y paz. Es la proyección del ministerio de la Navidad: Dios nos regala a su hijo, con todo lo que ello implica.
San Nicolás es el escudo protector de nuestro colegio y nuestra inspiración.